“Canalón de la vergüenza” comenzó a operar “como prueba”, pero se lleva el agua en serio

Desde este lunes los vecinos de San Felipe comenzaron a ver como el  “canalón de la vergüenza”, comenzó a conducir aguas transparentes y cristalinas hacia la denominada tercera sección del Río Aconcagua.

En un principio las autoridades locales se mostraron sorprendidas, aunque con el correr de las horas se tuvo claridad de que corresponden a pruebas que se están haciendo para comprobar que todo el acueducto esté 100% operativo.

La batería de pozos existentes en Curimón comenzaron a alimentar el canal que tuvo un costo de ejecución superior a los 7 mil millones de pesos.

Como se recordará el Coordinador Hídrico Regional, Cristian Veliz, había anunciado que los pozos y el canalón entrarían en funcionamiento a mediados de enero y “para calmar las aguas” ofrecieron al municipio local la construcción de los pozos que se instalaron en el estadio Fiscal, Plaza de Armas y estadio Municipal.

Gobernación

La gobernadora Patricia Boffa señaló que “la batería de pozos aún no están funcionando, lo que hemos visto son pruebas de funcionamiento y que permiten revisar cómo se comporta el canalón y los sifones, de hecho esto sirve para comprobar, por ejemplo que uno de los sifones no está funcionando bien y deberá ser reparado”.

“Nosotros tenemos el compromiso de la Dirección General de Aguas (DGA) de que se colocaba primero la malla de protección en el sector de la Villa 250 años, luego las pruebas de funcionamiento y recién se coordinaría el funcionamiento de los pozos y del canalón”, puntualizó la Gobernadora Boffa.

Comenta con Facebook

Pulsa para ver la página de mis amigos Pulsa para ver mi novia Pulsa para conocer a mi Familia Pulsa para conocer mi trabajo Mapa de imágenes. Pulsa en cada una de los círculos.

Leave a Reply

Be the First to Comment!

Notify of
avatar
wpDiscuz