Delincuentes ahora se darán festín con carne, licores, quesos pan y dinero producto de robo a restaurant

Un nuevo robo en el centro de la ciudad afectó al conocido restaurant ‘El Rincón Criollo’ ubicado en Avenida Yungay 201 y que también tiene ingreso por calle Arturo Prat. Esta vez los antisociales sí se pueden dar un festín al instante, pues las especies sustraídas fueron carnes, quesos, pan y dinero.

El método utilizado es el tradicional para un local del centro, es decir sujetos que trepan las paredes, hacen un forado en el techo para introducirse y sustraer las especies burlando sensores, cámaras, alarmas y en todo al proceso a las policías que hasta ahora no han podido dar con un solo delincuente de esta seguidilla de robos de la última semana.

Marcelo Galdámez, es el propietario del establecimiento y con rabia e impotencia condena el accionar de la justicia, pues para él Carabineros hace su trabajo y los tribunales luego los dejan libres. El comerciante indicó que el restaurant lo cerraron a eso de las 0:30 horas de este martes sin mayores novedades. Cuenta que todo el personal se retiró sin novedad, y al volver hoy por la mañana “cuando llegamos a abrir nos encontramos con la sorpresa que se habían metido por el techo luego de hacer un forado en el sector de la cocina y saltar sobre una freidora”.

Según pudo constatar Diario El Trabajo, las cámaras de seguridad del local registraron cómo a eso de las 03:06 horas un sujeto ingresa premunido de guantes, un polerón con capucha y linterna para sigilosamente girar la primera de las cámaras y no ser identificado. Una vez en el recinto de comedores se arrastra por el suelo a fin de no ser detectado por sensores de movimiento. Lo hace hasta alcanzar la zona de la caja registradora donde emplea unos atornilladores y desvalija la caja sustrayendo la suma de 450 mil pesos.

En total, el propietario del lugar hizo una estimación inicial de un millón y medio de pesos que el delincuente y sus secuaces se llevaron como botín, contabilizando lo que sustrajeron de la caja, licoreras y cocina.

El comerciante indicó que las cámaras de vigilancia internas registraron el actuar de un delincuente; “hay una persona grabada, que fue muy astuta porque actuó con guantes, capucha, se arrastró por el suelo para que no lo tomaran los sensores, en la cocina dieron vuelta las cámaras. Al final en las grabaciones aparece una sola persona, pero no sabemos si en el techo o vigilando en la calle habían más.”

Marcelo Galdámez, señaló que le han robado 6 veces en el Almendral y unas 10 o 12 veces en este local del centro. Y “la verdad es que estoy muy molesto y frustrado… hasta he pensado francamente en cerrar este local porque no hay justicia, y si llegan a tomar a estos tipos, la justicia los deja libres”.

Pulsa para ver la página de mis amigos Pulsa para ver mi novia Pulsa para conocer a mi Familia Pulsa para conocer mi trabajo Mapa de imágenes. Pulsa en cada una de los círculos.