Parlamentarios presentan acusación Constitucional contra Ministra Carmen Castillo

ministra de salud doctora carmen castilloUna acusación constitucional contra la ministra de Salud, Carmen Castillo, será presentada a las 12.40 horas por los diputados de la UDI María José Hoffmann, Andrea Molina, Juan Antonio Coloma y la independiente Karla Rubilar, basados entre otras cosas en «las graves falencias en materias de hospitales, deuda hospitalaria y listas de espera Auge».

Según los fundamentos de la acusación, ésta se presenta además porque «las leyes Auge y Ricarte Soto han quedado sin ejecución (por listas de espera y porque aún no entra en vigencia», y agregan que la titular de Salud «aún no responde el cuestionario de la interpelación».

¿Qué es la acusación constitucional?

Los parlamentarios cuentan con mecanismos de fiscalización a las autoridades, como los oficios, las interpelaciones y las acusaciones constitucionales.

La acusación constitucional es un procedimiento contemplado en la ley que faculta a los diputados a solicitar un juicio político a una determinada autoridad por incumplimientos graves a su labor.

¿Cómo se determina si la autoridad es culpable o inocente?

Una vez ingresada la solicitud, la Cámara debe elegir al azar -excluyendo a los acusadores y a los miembros de la mesa de la Corporación- una comisión de cinco diputados para que informe si procede o no formular la acusación. La autoridad tendrá un plazo de 10 días para formular descargos.

Luego de una serie de sesiones para evaluar la presentación la Cámara votará. De haber mayoría, la acusación pasará al Senado, que actuará como juez.

La autoridad acusada podrá asistir a las sesiones del Senado para manifestar su defensa. Incluso podrá recurrir a abogados que sustenten su postura.

Finalmente, se convocará a una sesión especial, donde se votará por separado cada uno de los capítulos de la acusación.

¿Qué pasa si se aprueba la acusación?

En caso que la Cámara Alta apruebe la acusación, la autoridad será destituida de su cargo y no podrá ejercer empleos públicos por cinco años.

Los últimos dos ministros que han sido destituidos han sido titulares de Educación: Harald Beyer, en 2013, y Yasna Provoste, en 2008.

Otros casos han sido rechazados. El más reciente, el del ministro de la Corte Suprema, Héctor Carreño. En tanto, durante el gobierno de Piñera se presentaron otras dos acusaciones al entonces ministro de Interior, Rodrigo Hinzpeter, las que fueron rechazadas por la Cámara de Diputados.

Pulsa para ver la página de mis amigos Pulsa para ver mi novia Pulsa para conocer a mi Familia Pulsa para conocer mi trabajo Mapa de imágenes. Pulsa en cada una de los círculos.