Concejal Beals: “El Administrador municipal se tiene que ir”

Por la unanimidad de sus miembros, la Tercera Sala de esta Corte Suprema, integrada por los Ministros Sr. Sergio Muñoz G., Sra. María Eugenia Sandoval G., Sr. Carlos Aránguiz Z., Sr. Arturo Prado P. y el Abogado Integrante Sr. Julio Pallavicini M. decidió revocar el pronunciamiento de la Contraloría Regional de Valparaíso, en el que se dejaba sin efecto la votación para destituir al cuestionado administrador municipal de San Felipe, Patricio González Núñez (PS).

El fallo se produce luego de que el concejal de dicha ciudad, Christian Beals Campos, recurriera de protección ante la Corte de Apelaciones de Valparaíso para intentar validar una votación en la que, por cuatro votos contra tres se decidió destituir al administrador, luego de que fuera sorprendido aprobando como ejecutados trabajos de una empresa de luminarias (CITELUZ) que nunca se habrían realizado, cuestión que le costó a la ciudad más de 1.800 millones de pesos. Tras el hallazgo, los concejales Beals, Boffa, Sabaj y Carrasco solicitaron al alcalde de la ciudad, Patricio Freire Canto que iniciara un proceso disciplinario en contra del funcionario, cosa que no se produjo. En un segundo intento, los concejales decidieron hacer uso de sus facultades y sometieron a votación el asunto en la primera sesión del concejo del periodo 2018 (20 de febrero), donde el resultado fue de 4 votos en contra y tres a favor de mantener al administrador en su puesto. Dentro de los tres votos para mantenerlo estaba el del propio alcalde Freire, cuestión que para los concejales disidentes en esta votación, no debía ser considerado.

Como ese tipo de votaciones requiere un quórum especial (dos tercios de los concejales en ejercicio), al interior del municipio surgió la opinión de que el asunto debía ser resuelto por Contraloría, la que con el Dictamen N° 6.355, del 13 de junio de 2018, resolvió que el voto del alcalde es valido como un concejal más, no dándose el quórum requerido para adoptar la decisión de remover al Administrador Municipal.

Fue ese dictamen que el concejal Beals solicitó impugnar, de tal modo que interpuso el recurso, por lo que consideró como un ejercicio “arbitrario e ilegal del órgano contralor”.

En primera instancia la Corte de Apelaciones de Valparaíso ratificó el dictamen, lo que fue celebrado profusamente por el propio administrador, hasta que este miércoles se zanjó definitivamente en el máximo tribunal capitalino.

Parte del fallo consigna que, “la designación del Administrador Municipal depende exclusivamente del Alcalde respectivo, en tanto que su remoción puede ser decidida tanto por aquel que lo nombró como por “acuerdo de los dos tercios de los concejales en ejercicio”, alusión esta última que debe entenderse en el contexto de la propia Ley Orgánica Constitucional de Municipalidades, que en su artículo 72 precisa que el Concejo está formado  por “concejales” y no por el Alcalde; que en su artículo 63 aclara que el Alcalde está facultado para presidir el Concejo, con derecho a voto, lo que
denota, más allá de toda duda, que carece de la calidad de Concejal, pues de lo contrario sería innecesario reconocer expresamente su derecho a votar en él; y, por último, que en la historia fidedigna del establecimiento de la Ley N° 19.737, que la modificó en sus artículos 57 y 63 letra m),
se indica explícitamente que se integrará al Concejo “el propio alcalde en su calidad de tal”, esto es, sin ser Concejal”.

A su vez, la sentencia se ocupa de dejar en claro que, el órgano Contralor actuó de manera ilegal al dictaminar sobre el asunto. El fallo señala a este respecto que, “el actuar de la autoridad recurrida, constituye un acto ilegal y arbitrario, al establecer que el Alcalde debe ser considerado en la formación del quórum requerido para adoptar la decisión de remover al Administrador Municipal, actuación que afecta la garantía constitucional consagrada en el artículo 19 N° 2 de la Constitución Política, pues representa una discriminación del recurrente respecto a la posibilidad de poder concurrir con su voto a la formación del quórum necesario para la remoción del Administrador Municipal con estricto apego a la ley (…), en virtud de lo razonado corresponde acoger la acción deducida (…), se revoca la sentencia apelada de veintidós de agosto de dos mil dieciocho y, en cambio, se declara que se acoge el recurso de protección deducido por Christian Beals Campos y, en consecuencia, se deja sin efecto el Dictamen N° 6.355 de 13 de junio de 2018 de la Contraloría Regional de Valparaíso”.

Sobre el tema, el cuestionado Administrador señaló a Radio Preludio que “esto tiene varias interpretaciones (…) y que de ningún modo esto significa que estoy destituido”.

Por su parte el concejal Beals señaló al mismo medio que “el administrador se tiene que ir, y así se lo he presentado por escrito al alcalde Patricio Freire, de lo contrario él mismo caerá en una ilegalidad”.

Comenta con Facebook

Pulsa para ver la página de mis amigos Pulsa para ver mi novia Pulsa para conocer a mi Familia Pulsa para conocer mi trabajo Mapa de imágenes. Pulsa en cada una de los círculos.

Leave a Reply

Be the First to Comment!

Notify of
avatar
wpDiscuz